Sala de Prensa

Washington, D.C. — El senador estadounidense Marco Rubio (R-FL), presidente del Comité de Pequeñas Empresas y Emprendimiento en el senado, emitió el siguiente comunicado sobre los informes que reportan que treinta y siete afiliadas de Planned Parenthood solicitaron y recibieron un total de $80 millones de dólares en préstamos del Programa de Protección de Pago de Cheques (PPP, por sus siglas en inglés).


"No hay ambigüedad en la legislación aprobada o en el registro público en torno a la aprobación que organizaciones tales y como Planned Parenthood, cuya organización principal tiene cerca de $500 millones de dólares en activos, no son elegibles para el Programa de Protección de Pago de Cheques", Rubio dijo. “Esos fondos deben ser devueltos de inmediato. Además, la Administración de Pequeños Negocios (SBA, por sus siglas en inglés) debería abrir una investigación sobre cómo estos préstamos se otorgaron en clara violación de las reglas de afiliación aplicables y si Planned Parenthood, los bancos, o el personal de la SBA sabian que estaban violando la ley, se deben buscar todas las opciones legales apropiadas".